domingo, 2 de diciembre de 2018

Un fin de semana de Navidad en York (Inglaterra)




Dejo aparcado las entradas de China, para contaros nuestro fin de semana en York, ya que al ser un post con toques navideños, sería raro compartirlo más adelante.

York es una ciudad al norte de Inglaterra, concretamente en el condado de Yorkshire y es conocida como una de las ciudades más bonitas de Inglaterra y no es para menos, la verdad que la ciudad bien merece ese adjetivo.




Cuántos días se necesitan para visitar ir a York
 


Depende de la época y vuestros planes, pero para que os hagáis una idea:

Si vais en fechas como las nuestras Noviembre, Diciembre, Enero por las pocas horas de luz que hay, veréis limitado el tiempo para visitar cosas en el exterior, por lo que creo que día y medio como hicimos nosotros sería lo minimo. Además en estas fechas museos y monumentos tienen también un horario más reducido de apertura para visitas.

Si en cambio vais en época de primavera o verano en un día, se puede ver lo más importante, es una ciudad pequeña y muy fácil de recorrer.

Si además queréis visitar museos como el Vikingo, el del Chocolate y entrar a mas recintos creo que dos días seria lo óptimo, sobre todo en invierno.
 
Como os decía, nosotros dedicamos a visitar la ciudad un total de día y medio, haciendo dos noches, para estar ya el sábado en York y empezar a visitar por la mañana temprano y regresando a Glasgow el domingo después de comer en York.


Cómo llegar


York tiene muchas opciones para llegar, ya que cuenta con trenes desde las principales ciudades inglesas como Londres, Leeds, o Manchester y también desde Edimburgo (tarda unas 3horas y 50 minutos desde Edimburgo). Y por supuesto en coche.


 
Desde Glasgow que es desde donde fuimos nosotros, se tarda más o menos lo mismo que en tren, así que optamos por la opción coche. Aunque la ida tuvimos atasco y tardamos casi 4horas y media.
 





Dónde aparcar en York

Si vais en coche, tendréis que aparcar en York y aunque no es complicado es bastante caro.

Si os alojáis en un hotel o similar donde tengáis aparcamiento, problema resuelto!

Nuestro alojamiento nos dejaba un día gratis así que solo tuvimos que buscar aparcamiento para medio día de domingo. Porque los domingos también es de pago todo.

Para aparcar hay varias opciones, están los Park and Ride, son aparcamientos gratuitos más alejados de la ciudad, donde solo tenéis que pagar el precio del autobús a la ciudad, creo que cuesta en torno a £3 (pero no sé si por persona o vehículo), y tendríais que chequear si tienen overnight stay.

Las zonas azules no son opción ya que están limitadas en horas y visitando es imposible.

Y luego hay varios parkings de gestión privada en la ciudad, con precios por unos £2,30/ £2,60 la hora… y a partir de las 6 de la tarde es gratis. 

Nosotros encontramos un parking más barato, Foss Bank Car Park, el precio era £1,30/hora, se puede añadir más tiempo por internet si se necesita con la app de Ringo y está al lado de la muralla y la Monk Gate, os lo recomiendo!



Dónde alojarse en York


El alojamiento es muy caro en York, con precios que no suelen bajar de £100 la noche en hoteles o similar, y además vuela y es difícil encontrar.

Nosotros buscamos una opción más económica en Airbnb y nos alojamos en una habitación privada en una casa.



El baño era compartido, pero no encontré nada con baño privado para esas fechas.

Nuestro precio total fue de £111 las dos noches, no incluía desayuno, pero si la opción de un día gratis de parking.



No hice fotos al alojamiento, pero os dejo el link de Airbnb es tal cual las fotos.


La habitación estaba muy limpia y el baño también. 

Hay cosas que se pueden mejorar ya que la habitación le faltan detalles como lámparas de mesilla o por ejemplo el hervidor de agua que tan útil es, aunque a contra te deja usar la cocina.

El dueño de la casa, no es una persona demasiado amable, pero tampoco te molesta o te pones pegas con la hora de check in, ni para dejar las maletas si tuvieras que dejarlas etc. Pero acostumbrada a la gente tan amable de otros alojamientos, este para mí no tenía nada que ver.

La localización es perfecta a menos de 10 minutos de la Puerta principal de la ciudad Bootham Bar, en una calle muy tranquila y muy bonita toda residencial.






Aun así por cercanía, y relación calidad/precio os lo recomiendo.

Dónde comer en York

Cafeterías en York

El primer día desayunamos en la cafeteria Belle´s Bouffe, se encuentra muy cerca de Bootham Bar, y el desayuno estaba muy bueno, tomamos un hot chocolate, un capuccino, una carrot cake y una granola de yogur, mermelada y muesli, todo por £13,45, y además el sitio era monisimo.




El segundo día desayunamos en Wheldrakes, otra cafeteria ideal, en este caso al lado de Monk Bar.

Tomamos un capuccino, una tarta de limon, un zumo de manzana y un bagel de queso y bacon, todo por £12,6.




Brew & Brownie, está en Museum St, aquí solo tomamos un capuccino por £2,7, pero el personal nos pareció un poco antipatico y además no tenían servicio de mesas.

Chocolaterias en York

York es muy famoso por su chocolate, nosotros fuimos a York Cocoa House, teníamos las expectativas altisimas y la verdad es que para nada es uno de los mejores sitios de chocolate, su chocolate caliente no nos encantó ni sus bombones, pero quizás a vosotros si que os encante.

Tomamos 2 classic hot chocolate y 6 bombones variados y nos costó £11,2, para mi es fama que calidad.

Restaurantes en York

El primer día comimos en el restaurante Gusto, aunque es una cadena y también tienen en Glasgow nunca habíamos ido, y la verdad que nos gustó mucho.

Tomamos humus, calamares y una pizza cada uno y nos costó £31,4 y la camarera super amable!



El segundo día fuimos a Rustique Lendal un Bristo frances, que tenía buenos reviews y la verdad que la comida estaba muy rica! Optamos por la opcion menu del día ambos con pato pero los primeros yo quería la sopa de cebolla (que desde que la probé en Paris soy fan) y Carlos champiñones en salsa. El precio fue £31,9.





Pubs en York

Nosotros fuimos a Punch Bowl Gate a tomar 2 Gin Tonics, y el pub es muy grande, con un montón de habitaciones y diferentes barras y muy acogedor. Nos costaron £11,8 los dos gins, eso sí, sin hielos porque de tanta gente que había estaban sin hielos!






Qué visitar en York en dos días


Día 1

Llegamos el viernes casi a las 11 de la noche, así que ya nos quedamos en la habitación y no salimos.

El sábado nos levantamos temprano, desayunamos y ya pusimos rumbo a visitar la ciudad.





Queríamos hacer el tour de las 10:15am que hacen los voluntarios de la ciudad, así que dimos una pequeña vuelta hasta el Minster y a las 10:15 estábamos enfrente de King’s Manor y la Fuente que es donde empieza el tour.










Son tours 100% gratuitos y que los dan personas en su mayoría jubilados.

El tour personalmente no me gusto demasiado, el guia era un señor muy entrañable y quería contar muchisimas cosas, pero apenas recorrimos la ciudad en casi 2 horas, nos movimos en la misma zona todo el rato, además hacia mucho frío y como solo estábamos parados mientras el guía hablaba de la historia de York y de medio mundo, pues estábamos congelados. 

En dos horas solo vimos:

La Puerta Bootham de la Muralla.



Una parte interesante de muralla donde se pueden observar la diferencia entre la construcción romana y la medieval.




Las ruinas de St Mary’s Abbey.







Los jardines del museo:






King’s Manor y el patio primero al que se tiene acceso sin ser estudiante. Actualmente forma parte de la Universidad de York, y aquí se encuentra la casa más antigua y un escudo con algún error de escritura :)






  
La Catedral de York, el Minster (por fuera).



Y Dean’s Park, que se encuentra junto al Minster.



Si lo veis en un mapa, no nos movimos apenas y dos horas parados ya fueron suficientes así que aunque el tour seguía un pelín mas, decidimos no seguir y empezar a andar y recorrer la ciudad por nuestra cuenta y tomar algo caliente.

Empezamos recorriendo la calle High Petergate, donde nació Guy Fawkes, que os sonara por la explosión de la pólvora, cuyo fracaso se conmemora el 5 de noviembre en Reino Unido y por peliculas como V de Vendetta.




Desde allí fuimos rumbo a la calle tan famosa The Shambles, donde además se dice que J.K. Rowling se inspiró para el Callejón Diagon de Harry Potter.
La calle es chulísima, eso sí un sábado en hora punta como el que fuimos nosotros no cabía un alma! Luego la visitamos de noche y nada que ver, mucho más tranquila.
 
Y la verdad puede ser perfectamente la inspiración del Callejón.





La calle era donde antiguamente estaban las carnicerías y charcuterías y aún hay ganchos colgados que era donde se colgaba la carne.

Además si os fijáis veréis gatos por las ventanas y tejados, son símbolo de buena suerte, ya que antiguamente cuando la ciudad tenia ratas estos las ahuyentaban, así que fijaros porque los veréis en más sitios!.





Y la calle aprovechando el filón de Harry Potter, tiene bastantes tiendas de merchandising e incluso de pociones mágicas!


Detrás de la calle Shambles se monta un food market que en época de Navidad se une a donde está el Mercado navideño así que es muy recomendable pasear por allí a tomar algo. Eso si el mercadillo de comida cierra a eso de las 6 de la tarde y el de navidad en torno a las 7 a excepción del puesto de crepes que fue donde cenamos porque nos apetecía muchísimo!
Os lo comento porque a las 6 de la tarde veréis ya la ciudad muy vacía solo con gente en el mercadillo de Navidad y a las 7 ya no hay nadie por la calle, solo en los bares y restaurantes.
El mercadillo estaba muy animado, con un montón de coros, y animación navideña, la verdad que la estampa era de cuento!




Desde allí nos fuimos a comer, y aunque el mercadillo nos apetecía después del frio de la mañana necesitamos sentarnos y recuperar calor.
Comimos en el restaurante Gusto, y como nos dieron mesa para media hora después así que hicimos tiempo visitando la calle Little Stonegate, Stonegate y Blake Street.
En esta última esta la famosa tienda de jabones Yorkshire Soap & Co, y la chocolatería York Cocoa house a la que fuimos después de comer.



Cuando terminamos de comer volvimos al Minster, la Catedral de York, donde aprovechamos para hacer más fotos ya que el cielo estaba bastante más despejado que por la mañana.






Desde alli nos pusimos a recorrer la muralla desde Bootham Bar, la puerta Bootham, hasta la Monk Bar, que es uno de los tramos más bonitos de la ciudad porque tienes las vistas de la Catedral. Y además se ven unas casas y sus patios, que son una maravilla, quien pudiera vivir ahí!
















Cuando recorrimos el tramo de muralla, ya bajamos hacia la calle College Street, que es una de las más bonitas, tiene un rincón maravilloso con pequeñas terracitas y tiendas (la foto segunda es del día siguiente, por eso se ve diferente pero no tiene ningún retoque, es preciosa sin más!).


De camino hacia York Cocoa House, entramos en varias tiendas de decoración navideña que eran una delicia, eso sí había tanta gente en la ciudad que había cola para entrar en casi cualquier tienda, pero merece la pena visitarlas.
En York Cocoa House estuvimos tomando el chocolate clásico que hacen allí y que es el más famoso y probamos algunos de los bombones que producen ellos. Al principio del post, en los restaurantes os lo cuento en detalle.

Siguiente parada ver The Shambles de noche, donde ya apenas había gente y la verdad que la calle de noche es una pasada, mucho más Harry Potter! Aquí es cuando aprovechamos para entrar a las tiendas ya que por la mañana las colas eran inmensas (las pocas que estaban abiertas eso sí, porque eran poco más de las 6 de la tarde y muchas ya habían cerrado).





Paseamos viendo ya todo iluminado camino al mercado navideño donde compramos unos adornos para nuestro árbol de Navidad.



Y para terminar nos fuimos a un pub, The Punch Bowl, a tomar unos gin tonics, descansar de todo el día y por supuesto así no pasábamos frio.
La cena, como os comenté optamos por la opción crepe salado en el mercado de Navidad, así que de camino del pub a nuestro alojamiento hicimos la parada a coger los crepes. Y estaban espectaculares!



Y con eso terminamos nuestro día, bueno y con la estampa del Minster iluminado y solitario, parecia de una peli de fantasmas! 






Día 2

Como os comentaba al principio del post, este día ya no teníamos aparcamiento gratuito así que fuimos a Foss Parking y ya dejamos el coche hasta después de comer.

Nos fuimos rumbo hacia la puerta de la muralla Monk Bar, que estaba muy cerca y nada más pasarla encontramos una cafetería ideal donde desayunamos.

Después como llovía bastante pusimos rumbo al Minster para visitarlo, ya que el día anterior cuando lo intentamos estaba cerrado a las visitas por oficios y misa.

Y esta vez también, eran las 10 de la mañana y estaba cerrada hasta las 12:45 por misa, te dejaban entrar si ibas a misa pero en realidad queríamos verla así que preferimos dejarlo para luego.


Así que decidimos poner rumbo a la Torre Clifford, con alguna paradita de camino en tiendas porque llovia algunos ratos con intensidad.

La Torre Clifford, es lo poco que se conserva del antiguo Castillo de la ciudad y no es de visita gratuita, y aunque es cierto que tiene unas vistas chulas de la ciudad, en un día como ese no iban a ser muy buenas y además la entrada es bastante cara para lo que la torre ofrece en sí, así que no lo visitamos.
Nos parece buena opción visitarlo si se van a visitar museos y más atracciones porque así te compensa sacar un pase para visitar varias cosas.






Junto a la torre Clifford, se encuentra el York Castle Museum, que aunque no visitamos, nos dijeron que merece la pena.





Y junto a la Torre Clifford, hay un parque que a mi me enamoro, por todas las hojas caídas que tenía, el parque se llama Castle Park, como su nombre indica el Parque del Castillo y se encuentra además al lado del rio Ouse.









Debido a las fuertes crecidas del rio, cuando estéis en el parque tenéis que buscar la placa con las marcas hasta donde llego el agua y en qué año. Veis a Carlos y la altura de la placa, así que podéis haceros una idea de la altura del agua.



Luego fuimos dando un paseo por la orilla del rio, donde se ve como muchas casas tienen muros más altos de lo normal para que no se inunden cuando el rio sube.






Además vimos a varios grupos practicando remo, sin duda en verano tiene que ser un lujo ver muchísimas más.

El paseo por la orilla es una mezcla de casas tradicionales a la derecha y la zona más industrial y luego más moderna a la izquierda, pero la verdad que es muy agradable.




Desde allí fuimos a Coney St, donde se encuentra la iglesia St. Martin le Grand, no se puede visitar, o no al menos el domingo cuando estábamos nosotros. Tiene este reloj en la fachada que es impresionante a la par que enorme.




Como aun no era las 12:45 para visitar el Minster, nos fuimos a recorrer el tramo de muralla que empieza en Lendal Tower, y que ofrece una de las vistas más famosas de York, aunque nosotros lo vimos bastante nuboso, es un tramo imprescindible.










Visitamos también la Iglesia Católica de St Wilfrids y aprovechamos para hacer fotos en la plaza que el día anterior no habíamos hecho.



Y como aún seguía lloviendo para comer en un restaurante francés cerca de la muralla.




Y ya nos fuimos al Minster con intención de visitarlo, pero cuando entramos vimos que parte la estaban restaurando por dentro, la entrada valía £11, y sabíamos que te incluye una visita guiada, pero resulta que los domingos no hacen visitas guiadas pero el precio de la entrada es el mismo, así que optamos por no visitarla. Para la próxima vez. Así que solo tengo esta foto.





Decidimos entonces tomar un café, acercarnos a Treasure House que el día anterior no habíamos pasado y pasear por el tramo de muralla que nos quedaba pendiente y ya poner rumbo a Glasgow.

Para ir a Treasure House volvimos a cruzar Dean´s Park, encima volvia a despejar de nuevo así que fotos y más fotos que hicimos aquí!












Pasamos también por Minster Court


Nos acercamos al patio de Treasure House




Nos encontramos con callejones y edificios tan bonitos como estos


Volvimos a College Street, donde por fin sin lluvia pudimos hacer las fotos a la trasera del Minster y a la plazita.




 Y ya para terminar subimos por Monk Bar hasta Foss Bar, y seguimos alucinando con las vistas que ofrecía la muralla en ese tramo. Y nos enamoramos de uno de los parques que se veian desde arriba.






Y hasta aqui nuestra visita a York, espero que os sirva de ayuda esta guia para visitar York en dos dias!
 

Share:

2 comentarios

  1. ¡Me han encantado todas las fotos y las historias! Sí ya tenía ganas de ir a York ahora ya me pica todo por preparar ese viaje ��

    Qué pasada el callejón, la arquitectura y toda la arqueología... ❤️❤️❤️

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Ana, me alegro que te haya gustado tanto! Sin duda recomendado 100%!

      Un besito guapa!!

      Eliminar

Muchas gracias por tu comentario
Thank you so much for your comment

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
© Sin mirar a nadie | All rights reserved.
Blog Layout Created by pipdig